Salud

¿Cuál es el mejor tratamiento para las varices?

Si sufres de varices, debes saber que hay tratamientos especiales a través de los cuales se pueden eliminar en su totalidad o al menos en buena parte. Gracias a que hay diferentes opciones entre las que elegir, cada persona puede optar por el tratamiento que mejor encaje con sus necesidades. 

A continuación te vamos a mostrar algunos de los principales tratamientos contra las varices. Lo importante siempre es acudir a una clínica profesional para que el tratamiento lo pueda dirigir un especialista. El mismo será el encargado de realizar una revisión y decirnos qué opción encaja mejor con lo que el cuerpo necesita. Estar en buenas manos es lo verdaderamente importante para conseguir un buen resultado.  

¿Qué tipos de varices existen? 

Dependiendo del tipo de las varices que se tengan, el tratamiento será uno u otro, teniendo en cuenta también la salud del paciente.  

Existen varios tipos de problemas vasculares que pueden afectar a las piernas, como las varices tronculares, las varículas y las telangiectasias. Las varices tronculares son las más grandes y tienen un aspecto similar a cordones, mientras que las varículas y las telangiectasias son más pequeñas y finas, con un color violáceo o rojizo. Aunque pueden resultar antiestéticas, por lo general no causan síntomas molestos. 

Las varices reticulares, también conocidas como venas alimentadoras, son un tipo de variz más grande que las varículas pero más pequeña que las varices tronculares. Es importante tratarlas porque suelen ser las responsables de alimentar las redes de varices más pequeñas y molestas. Reconocer los diferentes tipos de problemas vasculares en las piernas es fundamental para poder abordarlos adecuadamente y encontrar el tratamiento más efectivo para cada caso. 

Diferentes tratamientos para las varices 

Ahora te vamos a mostrar un listado de los diferentes tratamientos para varices que existen. Hay tratamientos que se usan más que otros, pero es importante dejar claro que no todas las personas pueden someterse a los mismos tratamientos. 

1- Tratamiento microespuma 

En cierta manera se puede decir que es el mejor tratamiento de varices a día de hoy. Si quieres disfrutar de una buena experiencia te recomiendo solicitar los servicios de Varicenter en Valencia, aunque es verdad que esta clínica ya cuenta con clínicas en otras ciudades importantes de España.  

Varicenter cuenta con más de medio siglo apostando por el tratamiento de microespuma y podemos certificar que los resultados han sido y siguen siendo realmente buenos. Son muchas las personas que optan por este tratamiento porque tiene muchas ventajas frente a otros tratamientos, de aquí que muchos expertos suelen optar por esta alternativa para eliminar las varices.  

LEER TAMBIÉN  Los audífonos para sordos más pequeños del mundo

Para que puedas hacerte a la idea, vamos a mostrarte un listado de ventajas que vas a obtener con este tipo de tratamiento: 

  • Efectividad: uno de los puntos fuertes es que la efectividad del tratamiento es realmente alta. Eso significa que las personas que se someten al tratamiento tienen la seguridad de que en pocos días las varices habrán desaparecido. 
  • Sin molestias: este tipo de tratamiento no provoca ningún tipo de molestia, lo que significa que las personas pueden acudir a la cita sin riesgos.  
  • Calidad de vida: es un tratamiento que no afecta en nada a la calidad de vida. Al ser un tratamiento no invasivo, el paciente puede regresar por su propio pie a casa. No hace falta guardar reposo ni solicitar la baja laboral, eso demuestra que no afecta a la calidad de vida. 
  • Sin cirugía: todo lo anteriormente mostrado es posible gracias a que no hace falta usar anestesia ni realizar cirugía. Todo se realiza a través de inyecciones localizadas, por lo que el paciente ni se entera.  
  • Resultados: los resultados son visibles desde el primer tratamiento, aunque es verdad que para conseguir el éxito total es necesario contar con varias sesiones de tratamiento. 
  • Número de sesiones: no suele hacer falta demasiadas sesiones para eliminar el problema. No podemos dar un número porque eso ya dependerá de la persona en cuestión.  

2- Tratamiento quirúrgico 

Cuando se trata de varices, el enfoque quirúrgico implica eliminar por completo las venas varicosas de la superficie, intentando extirpar la mayor cantidad posible. Sin embargo, varios estudios han mostrado que este método tiene una alta probabilidad de que las varices vuelvan a aparecer, lo que lo convierte en una opción menos preferida para el tratamiento.  

Además, el procedimiento requiere anestesia, puede dejar cicatrices y no es recomendable para personas con condiciones de salud preexistentes. Además, la recuperación después de la cirugía puede requerir un período de tiempo fuera del trabajo. Es importante considerar otras opciones de tratamiento menos invasivas y con menos riesgos antes de optar por la cirugía de varices. 

3- Microcirugía  

La microcirugía para varices implica realizar procedimientos quirúrgicos utilizando incisiones muy pequeñas. Aunque este enfoque permite una recuperación más rápida en comparación con la cirugía convencional, aún se requiere un período de tiempo fuera del trabajo para permitir una recuperación completa. La ventaja de la microcirugía es que se realiza bajo anestesia local, lo que evita la necesidad de hospitalización. Además, desde el punto de vista estético, las incisiones son mínimas y apenas perceptibles, lo que mejora la apariencia del área tratada. 

LEER TAMBIÉN  Por qué el reiki es la mejor terapia energética

Es importante destacar que la microcirugía para varices puede ser una opción adecuada para algunos pacientes, pero no todos son candidatos para este tipo de procedimiento. La elegibilidad para este tratamiento debe evaluarse en función de la salud vascular del paciente y otros factores individuales. Se recomienda discutir todas las opciones disponibles con un especialista en salud vascular para determinar el mejor curso de acción. 

4- Escleroterapia con líquido 

Es un tratamiento que se realiza sobre venas de Grado I, aunque seguramente las conozcas bajo el nombre de arañas vasculares.  

Para realizar el tratamiento lo que se hace es inyectar un esclerosante líquido que va acompañado de un anestésico local. Es un tratamiento que puede dar buenos resultados, pero no es de los más usados porque puede provocar en el futuro la aparición de pigmentaciones. 

5- Láser  

Es otro de los tratamientos más conocidos por su facilidad de uso y por los buenos resultados que está ofreciendo. Actualmente el láser se puede usar de manera superficial o endovascular.  

Para realizar el tratamiento se realizan pequeñas ráfagas de luz que van dirigidos a la desaparición de las venas varicosas. Es un tratamiento que suele dar buenos resultados en las varices pequeñas, aunque los expertos no suelen recomendar este tratamiento cuando el tamaño de las varices es considerable.  

El precio de este tratamiento suele ser alto, sin olvidar que no todos los pacientes pueden disfrutar de este tratamiento por diferentes motivos.  

¿Cuál es el mejor tratamiento para las varices? 

Si nos centramos en la pregunta principal, nos damos cuenta de que para la gran mayoría de personas el tratamiento de varices con microespuma es la mejor opción. 

Además, si quieres conseguir buenos resultados siempre debes acudir a profesionales en el ámbito de las varices como Varicenter. Así podrás tener la certeza de que el resultado que vas a obtener será el que buscas.   

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba